viernes, 11 de marzo de 2022

Increíble 75 personas se reunieron en el sótano del templo de iglesia para adorar a Dios tras los bombardeos ruso



Noticia del Momento

 Ucrania

 En la ciudad situada de Mariúpol
, alrededor de 75 personas se reunieron en una iglesia para adorar a Dios. El templo es uno de los pocos edificios que aún están intactos después de los bombardeos rusos.

Los miembros de una iglesia evangélica en Mariúpol, una ciudad portuaria de Ucrania, realizaron el culto dominical en el sótano del templo para escapar de los bombardeos de las fuerzas rusas, que se intensificaron este fin de semana.

Mariúpol, ubicada en el suroeste del país, está siendo fuertemente atacada y su puerto ya está rodeado por soldados rusos. Unos 200.000 civiles intentan huir del municipio a través de corredores humanitarios, pero la operación fracasó y se detuvo tras la ruptura del alto el fuego.

La Iglesia Bautista Central
es uno de los pocos edificios que aún permanecen intactos. En la mañana del domingo 6, con el cierre del corredor humanitario, más de 75 personas se reunieron en el sótano de la iglesia para adorar a Dios en medio de la guerra.

Según la hija del pastor fundador, el templo se construyó en 1990 y, en ese momento, muchos se quejaron de que el sótano era demasiado grande. Pero hoy, con Mariúpol bajo asedio, el espacio ha servido como refugio aéreo para la congregación bautista.

La Iglesia Bautista
en la ciudad de Izyum no tuvo el mismo resultado que su iglesia hermana. Ubicada cerca de los combates en la región de Kharkiv, la congregación sirvió a los refugiados hasta que fue alcanzada por un proyectil ruso y se incendió el domingo 6. Ahora, la mayoría de los miembros están evacuando al oeste de Ucrania.

A pesar del cruel ataque que sufren, las iglesias ucranianas siguen confiando en Dios y decididas a no desistir de su misión.

La tarea más importante para la iglesia
ahora es seguir predicando. Las iglesias se han convertido en un faro de esperanza, dijo el pastor local Rakhuba. Pero oramos y trabajamos, con esperanza y fe, para que Dios prevalezca y revele su gloria en Ucrania.

Ivan Rusyn, otro líder cristiano en Kiev, dijo: Podemos perder nuestro campus, pero después de un conflicto existe la posibilidad de reconstruirlo. Las iglesias evangélicas se volverán más fuertes y una parte integral de nuestra sociedad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario